Globered
Consigue tu propia pgina web

ESCRITOS Y POEMAS DE MARIO DANIEL BARAVALLE

0 0 0

LA HISTORIA DE UNA MAQUINA PARTE 2

Por: mario250 | Publicado: 18/10/2010 01:18 | | #Cont:73

Capitulo Autobiográfico de aquel modo había resistido los primeros tiempos de encierro con la soledad que sólo dejaba de serlo cuándo desde aquel empellón no muy lejano, me ofrecía a la espera de los hechos que me adiestraban en lo que se mantenía firme y con ganas de vivir por qué lo que conocí por fuera sólo era una imaginación diferente con riesgos no definidos. Cuándo la evidencia de lo convivido se manifestaba entre la gente que rodeaba mis labores, mi vida qué sufría más aflicciones se distanciaba por qué quería tener buena cuenta. Tratando de hacer lo posible con la amplitud del buen criterio entre los demás que observaban atónitos qué no reaccionara ante tantos procederes erróneos, en la casa todos me querían corregir tenía que callarme ante hablas que se contraponían desde el desnivel de lo diario se ejecutaba a razón hasta la combinación de las razones qué inventan. Cuándo había llegado aquel fin de año de Bs. As.  No traía otra cosa que la necesidad de un cambio ambiental y afectivo para mi salud pero ya todo lo conocido se desenvolvía sobre una infección patológica de admisiones idealistas. Qué de acuerdo a la aceptación de cada persona se movió en lo interior personal que cada uno entendía como sus lógicas, ya habían hecho desaparecer con cada movimiento que igual sobre exponía forzado sin pulso para mantener con firmeza lo que fuera.

2. No era bien mirado cuándo se repetían cosas buenas y llamativas vivía preguntándome entre lo que pensaba de aquellos días cuánto iba a durar a veces miraba qué para que otros adviertan, era la tapada de sus favores que incluso sabia ser un aire desapercibido en el ceno familiar yendo en las bocanadas de decir lo que hizo y haría ante la presencia de quienes sé creían asimismo chistosos, desacomodando más el desorden familiar. Estaban edificados sobre las ruinas de lo que acontecía entre lo confuso del camino debía buscar de concretar mi labor y mis afectos pasaban sin contemplación, pues sí fuera el caso mi cuerpo servía de compromiso y contrapeso. Sin llegar a podrir más las paciencias por las pastillas entre todas aquellas atenciones se debatía pero las superaba eran parte del tratamiento ya qué de la preocupación por años me tuvieron alterado en insistentes conflictos. Pues de manera necesitaba atención pero por la atención aparecía la complicación y la riña. Solo me quedaba despertar en un lugar que sé me conocía de muchacho aun qué las aventuras de la niñez nos indispone a tener un mejor afecto, pues aquello conquistado por lo bruto siempre a la vista de todos los que observan queda bruto aun qué por no ver como andamos nos parece primordial, ello nos desarrolla también por todo lo que convivimos nos sugerimos con la idea conocida. No es fácil generarse camino y consuelo sino tenemos fe y no conocemos de quién proviene ya qué en la oposición encontrada espacio oculto por años el mejor manejo dentro hipótesis inconscientes. Ya que es la otra parte de la soledad temida o distorsionada por la vida social aquello que hace qué la cabeza en el sentido siga teniendo precio de muerte, es allí donde cada uno le pone prioridades a lo que quiere entender del resto de solicitación organizada cuándo sucede algo que excede tal ego formado entre las condiciones.

3. Posibilidades que derivaban a la  solución inevitable con la coincidencia lograda sobre esa urgencia de imposición superada entre los individuos qué arman sus relaciones desde sus místicas palabras, esto se conoce y sé ve por qué lo qué nos identifica ya nos califica de ese modo aunque en razón de lo vivido todo seguirá pasando sí en casa no se puede distinguir ante los exteriores que nos hacen, ya que lo impuesto de principio alejado a los sentimientos van desplegando de su prepotencia qué va y viene haciéndonos cree que todo lo importante es lo que a los otros le pasa postergando por detalles la salud personal por la de aquellos que dicen tener más capacidad que nosotros. Convenciéndonos de que nuestra historia decapitada tiene que darse en la razón de lo qué a la fuerza somos aún costa de complicidad por ello mis primeras alusiones recogidas entre lo que querían compartir de mis sueños ante lo demás sufría y estaba incompleta, entendía en mi silencio qué de vivirlos para bien nunca más me fijarían rencorosamente hacia el desprecio sólo que del pensar y ver se fue haciendo perecedero. Lo qué me hacían ya no miraría con ese aspecto fantástico en mis necesidades diarias pues era suerte con molestia pero para todos los casos fui lo suficientemente maduro al aceptar lo debido me supe incorporar tantas veces como fuese necesario aun qué nunca era suficiente a la rapidez de estar en algún lugar indicado al momento justo. Esa es el área postergada que sé será desde cada aceptación personal por qué en el cuerpo pasa a ser algo más que lo ordinario. Sobre esta parte todo lo que había pensado largamente desenvolviendo los temas desde cada provocación que debía vivir, ya que para los lugareños este era un terreno difícil e iba sufriendo deterioro inconveniente sumado qué sé fue notando insostenible.

4. Yo igual seguía aun qué mis porfías en las ganas de realizar las cosas por mi mismo habían llevado a atorarme más de una vez en la calle de barro a la vista de alguno que miraba de lejos, la verdad en aquel momento lejos me resultaba todo nada podía alcanzar por mí mismo menos contaba con quién se acerque y este orientado para sugerirme ideas de confianza aquí se hablaba mucho de cosechas, de ganado o de aquellos que trabajaban y no, con ello mis afectos tuvieron más postergación con pérdida. Los hechos no eximen sí acontecen no tienen razón clara, ni reparación actual los años me irán consumiendo con mi marcha distinta, no sé sí quién se cruce notara la diferencia que hace qué aquel que sé planteo naufrago para callarse afiliándose a otras asistencias está sacando trabajo adelante para qué no vean que a la otra orilla a la verdad sigue esperando qué al menos el caminante de la vida sé afirme bien por qué sin duda amanecerá y será mejor para todos. Pues sobre el cuento retenido una trágica incidencia le faltaba a mi vida no sólo eso por él se desligaron el grupo inopinado con sus consecuencias por lo pasado desde lo que aparecería por las costumbres de este lugar la ilusión que ocupaba todos aquellos pensamientos estaba en el orden de lograrlo a los ponchazos conmigo a cuestas. Cimas abruptas que de cualquier forma frenaban mi paso iban chocándose como escenas de suertes cedidas pues yo desde este móvil delicado apaleaba talento, como podía seguir entre actitudes conmocionadas revisaban mis espacios desde el regaño audaz sobre lo que tenía que diferir en las interrupciones pensaba de qué modo se arreglaría ahora en ausencia de lo qué me mantuvo unido.

5.  Sentía ante las presencias un poco vagas para mí gusto que cuando más lo querían emparejar de distintas perspectivas vivía pronósticos entre reservas audaces ante poca comprensión, me hallaba cancelado entre un recuerdo que no sé iba de nosotros qué por más vuelta que diera venia la movida con sus brotes locuaces y lo soportaba entre esos deformes duelos viendo que a la mayoría le agrada llorar por su gracia. Mi verdad era impulsar está meta soñaba con esto que se plasma y se demuestra por aquel tiempo yo no quería nada sólo sí fuese el caso de hacer algo más para integrar  lo autentico, editarlo a partir de su logro convivir desde el amor en general. Pero todo se hizo tan dolido en los otros esperando qué mi angustia concluyese con todo lo que se estaba reparando partía en el andar de cualquier llegado a la casa brindando su espacio, su gusto y me excluía. A la verdad en muchos encontraba la sonrisa rebatible para justificarse veía en la recepción familiar la verdad atajada por risueñas costumbres con sus prontas explicaciones para qué lo evidente no se pronunciara tanto  fui hallado donde no quise estar pasando a ser en ocasiones una situación que alteraba la costumbre en los demás. Existe muy poco para marcar tendencias conducidas en su esquina aún no saltare de ayer una metáfora que estaba seduciendo los momentos con su padecimiento, que media sobre mi cuerpo repasando esas horas abrumado desde los cuantiosos disparates en convencimientos que se intrigaban con crueldad me contenía viendo atónito, pensativo como querían terminar con mis esmeros ocultaban el desagrado por la simpatía.

6. Pues ya a esa altura en los hechos yo no me  dejaba llevar a ningún extremo pues sí ello se sucedía por un propósito mío tenía sobre mi piel el mismo fin cuándo daba vueltas lo hacía asegurándome un regreso positivo e integro con el costo de perder atardeceres, en ocasiones cambie horarios a mis días estrictamente me desenvolvía con lo que tenía a mi lado a pesar de qué muchas veces no había una sombra para parar un rato, sabía que cerca no tendría a nadie dándome por enterado de que muchas molestias sumaban una mala experiencia frente a algún rescate momentáneo. Del mismo modo sentía las ausencias del pasar inmóvil cuándo prefería por la fuerza de mis brazos andar solo por distintos lugares no entendía cómo podía contar con algo que desde lo diario lo apostaban de insólito, ellos solamente se prestaban a lo más fácil ordinario sí era realizable. En esos vecinos desde el método que los mantenía a la zona en su labor de capital así era ese presente cuándo los esfuerzos no se respaldaban por éxitos de su ambiente reinaba desde las pocas ganas la discordia revivían con sus gestos la incomprensión dominante en este campo que aislaba casas con uniones o desuniones hasta que alguna fiesta familiar diga lo contrario, a los que poco concurrí con la familia allí los miembros se prestaban a un efecto cargante donde toda la atención que recibí pasaba a ser yo sí no fuera por la mama a vos no te haría nada dando a entender en los años la obligación a comprometerse adelante del grupo de hecho no hicieron nada sólo ejercen la conducta contraria. Por qué fuera del grupo existía la queja del desgano que era todo cada situación evidenciaba la mala gana encima terminada su colaboración era reprendido por la progenitora, no es raro ver las manipulaciones de todos a su conveniencia para no explicar o no ser visto en falta.

7. Pasaba a ser más mal mirado en casos esquivado a mi no me quedaba más que alejarme callado para esperar nuevos pasos, pues por los rincones era el simple pasó a decir la bronca que le daba, calando ese corazón expectante al abismo que le quedaba para disimular, para no verse mandada a compartir las cosas y qué no sea vista por aquellos que sonreían cuestionando desde los rincones ineludibles. Con todo esto floreció en el ceno familiar el interés de nuevos logros por esa vida por mucho tiempo se observaban sólo afanes que desde reposos a medias se lanzaban despreocupados en sus semblantes eran muchos los inconvenientes que cualquiera sumaba, siempre me quedaba en el filo de lo nuevo, entre aquellos desprecios con desacuerdo. Por percibirlas no levantaba la cabeza más que leer y vivir mis escritos para darlos a conocer con amabilidad como se anda con los amores imposibles, pasaba el tiempo conquistando esos días qué se sucedían. Que yo no pudiera sobre su quehacer esperando sin necesidad qué de algún lado viniera la burla de lo que hice. Por otro lado los ejercicios me hacían falta con el  tiempo me dedicaba a ello, aunque esto me obligara a estar detrás de la casa acompañado en el terreno por el gallinero a toda la vista del campo, lo que hacía de esas tardes horas interminables colmando así la tarea apacible a veces desairado acortado desde el suelo pensando qué sino me incorporaba se oponían los restos con las culpas esto me daba fuerza para intentarlo todo sólo me reía diciendo. A quien más le iba a echar la culpa sí el qué no podía y se había caído era yo sobre estas tareas arrastraba lo que sea para ocupar mi silencio.

8. Silencio que era visitado por los ojos mirones decía no necesito nada en respuesta a más qué una pregunta otra condición cuándo en verdad no podía sostener que necesitaba ayuda me salía dentro de un rato vengan a buscarme prefiriendo quedarme encajado entre los movimientos fríos del roció y la humedad hasta que la noche se apoderaba del lugar todo tan oscuro se visualiza a luz de las estrellas por la ausencia de luz eléctrica. Lo fui entreviendo que sabía de esto escribía acomodando en una mesa que trasladaba a todos lados que alcanzaba a hacer a mi edad con mi labor desde una silla de ruedas en el campo qué solo agrupaba los dispersos pobladores por faenas, y solo para quienes pudieran presentarse a trabajar dentro de su costumbre para tener más merito aparente sólo para darle el agrado a aquel que le había criticado durante largo tiempo. Pase en su repetición una lente esos primeros recibimientos fueron las etapas de su órbita, pues así las diferencies estaban entre el amor vanidoso a su posición o mostrar gran torrente del criterio sobre el amor familiar pero a cada sitio lo llenaban con lo parecido. El intendente del pueblo por razones admitidas a mi persona por qué eran las mismas razones por lo que me había apartado de lo público, ya que en su gran forma a ejercer su resultado estaba emparentado con el daño. Porqué ofrecían soluciones la mayor parte de ellas desarticuladas con escenas y condiciones para la tarea que uno puede desenvolver. Que a la vez me hacían ver acortado sobre la posibilidad que tenía qué se había desplazado con este marco qué aún está con tanta absorción de atrasos distinguidos tratando de vivir con felicidad.

Pgina [1 2 3 4 5 6 7 8 ]
mario250
mario250
Aun se venia un mundo en contra,en el que yo siempre reaccionaba de acuerdo a mi examen sobre lasa situaciones, tal vez en su disidencia,fue mi forma de encarar las cosas.
Ya que para sus logros,luchaba o sea el drama propuesto era demostrar lo contrario.
Acaso alguien ms entenda,el proceso que vea desde esos apoyos.
Porqué lo que me rodeaba estaba a la expectativa de quemar por desatencin o romper para jugar.
Encontrarle entre el barro,quedando yo tan desairado,pues al no completar los movimientos las copias a penas pudieron ser algunas fotocopias,que tenia en mis manos como el animo de la atencin lo permita. Todo me diferenciaba,como a vieja construccin d la casa. Todo lo que fue escrito tenia que ser a cualquier precio, porque mis piernas no podan oponerse.
Cuando pude darme cuenta, les vi volar de la ansias, libres también ese ao como aconteca mi vida no dejara para la razn de ser lo mismo.
No busque de dar ninguna clase y la primavera fue ms bella, a medida de los tiempo que no queran ponerse de acuerdo.
Yo empece a interrogarme,vea crecer mi animo,que trataba de no orillar el espanto,era el nico tiempo que nos sacbamos de encima la salitre,y todo alrededor de la casa ya no se contemplaba el blanco, entre pasturas resecas por la accin que le iba consumiendo.
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
mario250
mario250
---59. Estaba la inquietud, que seria del presente,después de aquellas,ya qué bastaba 15 ml para que sufriéramos otra y otra vez el azote,con todas las consecuencias.
Mas la humedad permanente en las estructuras de adobe y material,que a los fuertes vientos no le importaba,no iban a detenerse porque yo estaba all y muchas veces observa como todo se mova.
La primavera era la estacin aprovechada por el poeta ya que igual s miraba a esta gente no poda atenerme a su burbuja.
Donde tanta belleza en pos de la perfeccin,le llevaba a renovarse y crecer con la naturaleza.
A pesar de la parte oscura que muchas veces le rodea,y yo me renové siempre de un modo especial,puesto que cada primavera para mi significo, el gran punto de partida de mi carera.
Pues desde varios sitios vea pasar la muerte, que algn ves invocaron sobre mi destino,y muchos creyeron a lo predicho y lloraron,mientras que yo segu firme para que nadie mirase solo mi defecto.

mario250
mario250
Es as que no deje pasar ni una sin que me viese en un detallado avance hacia ese futuro que me llama,enfrentando unos veranos largos y ansiosos a la espera del prximo reparo,aunque el guadal hizo difcil mi tarea,que noble de vistas acaloras se anticipaba.
Como ya ni siquiera esa salitre que haba preocupaba tanto, ni tampoco,las pequeas sequedades,igual segua solo ante el clima.
De la tierra qué aveces trababa hasta el arado en los bordes pedregosos que secaban pronto,en los bajos estuviesen inundados.
-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

---60. Gracias a DIOS, Toda aquella sensibilidad,sobre la dureza absurda que se manifestaba ante m,no fue muy inducida por las mismas estrategias, que rean de su propio amor y tratar de ser tan necesaria como est, que con sus ventajas no dejo oportunidad para rendir, hasta prevalecer de la realidad favorable.
Me brinde sobre su cuna de flores, en esta esfera y mi comportamiento, fue tan simple para sumar historia y no desenterrar desde las hojas secas lo que haba tenido o nunca tuve.
As como empezaba a hallar la libertad desde las albas, ya que por realidad supe de aquellas noches,presas donde se quedaban los sentidos.


mario250
mario250
Para venir entre sus ritos hasta el despertar y desaparecer ante la verdad y esos ocasos como el fin de aquel turno, en la primavera externa y viajera, ahora verano de mi puo y letra, sufrida, residida  en sudor, logrando que sobre esos soplos, el cuerpo sin reparo segua latiendo de mi silencio.
El albo constructor se aventura, en obras nuevas, una vez ms desde el temple ardiente en la sangre de hombre que ha pedido a su FE y sabe esperar, es la consejera latente de mis emociones entre speras siestas, con traviesas condiciones aferradas a la vida.
Pasaje del tiempo que se encuentra sobre lo que se tiene y no se puede despojar, an las horas marquen mas y mas sombra.
Poema duro con mi presencia, firme ante todo lo seco que asolaba la tierra... Pero igual con los riesgos de cada no ofrec menos, le acune con su tibieza y ternura, hasta que de el creciera mi tiempo, paralelo.
A veces pienso, que habra sido de todo eso s me hubieran faltado esas cartas-
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

---61. porqué la esencia se encontraba adolorida en sus trajinares. Todo el caso en propia falencia, ma y ajena, con las necesidades de vivir mejor, para alguien tenia que callarse, porque s lo hacia, aquellas personas que estaban conmigo custodiando sus intereses como afecto, inventaban la forma de que yo viva a la expectativa de vigilar que las malas influencias no alcancen mis escritos.
Hasta que quedaba solo y a la defensiva, esperando que lo vivido no me afectara ms, a la verdad nunca tardo en afectar con ms desilusin mi demora, que todos vinculaban a un... Se le va a pasar.

mario250
mario250
Aun los ejercicios los hacia de forma posible, aunque ya muchos le restaban su crédito a estos y le pusieron por querer conformar, a unos que decan  no puedo, ms fracaso a su FE.
Dese all muchas veces me encontré, sin el reparo de lo tierno, aunque lo tierno se escapare de tratarme como un trapo viejo y deshonrado. Fue as que en este pasar, todos vieron el cuento de ellos y eligieron los anexos a mi cuerpo iban exagerados por carencias..
Yo por mi experiencia de vida no poda mentir, porque me llenaba de amargura, y de la vida convivan las cosas que son imposibles, para mi defensa cuando llegaba el momento que yo entenda exagerado, me retiraba a hacer ejercicios, que en esos meses me acompaaron, y ello era mi rutina .
Porque atrs de la casa mi hermano haba colocado paralelas inventadas  entre arboles de varias clase, pues mi intencin a pesar de las opiniones-
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

---62., cuidadosas era de no abandonarlos. Me desenvolv,como quera es decir no necesariamente tenia que ser muy bruto, al realizar el movimiento con mis piernas.
Pues ya asuma de mi parte cierto dominio, sobre la maquina de escribir, porque ese encierro , aun sea aire libre ms todo el acontecer diario, provocaba esa practica entre idas y venidas.
Todo el cansancio , reflejaba horas irrefrenables, de esfuerzo y emociona sobre lo contemplado da a da.


mario250
mario250
Que tanto me quera cubrir en el yugo otorgado  desde su propia intriga, hoy de algn modo sensato avanza esta carta de triunfo, valiente ahora, pero an deba aquellas derrotas recién superadas. Sé que mucho puedo salvar, esto no significa que me olvide, perro debo dejar espacios que nadie comprende, porque   igual que la de todos mi carne se afecta, y no ser necesario que quiebre, pues todo lo que hice y vivido no servira de nada.
De su nada se armare para tener cuestin y razn en ms reyertas, porque hoy siguen pasando los aos, y mi comienzo sigue siendo de uso vistoso.
Al pasar estos aos, quede en el lugar que todos alcanzan para el dao, y mi madre an niegue lo que soy desarrollando su pensamiento cmodo, presentndome en la historia familiar, como s yo fuese el culpable, solo que ya no toman tanta parte conociendo los resultados.
Y lo cierto es que sigo en la silla de ruedas, y no puedo ocuparme de sus males, por otra parte segua escribiendo con una ilegible letra-
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

---63. ello lo repet tanto hasta hacerlo con mas frecuencia. Me decan que aplicaba en mis obras literarias una técnica, que no se notaba en mis trabajos anteriores... Le laman como atencin técnica literaria.
Para m solo aplique el mas puro sentido de mis sentimientos, pero en fin nadie minti, yo le llamo para no hacer diferencia en la macha si no en la esencia nica  a lo burro, as todos calquen la mejor calamidad o bondad del hombre, y a la virtud amor universal.
Ya que el hombre que alcance a trasmitir estas cosas, no cubriendo su vida, que seria haciendo lo contrario que el perro y la perra no tuvieron cachorros.



mario250
mario250
Viéndolo, s carece de razn hay un tazo de fantasa, carece de instinto y el proceder del individuo asemeja estas cuando dice el instrumento con frivolidad, y pienso qué puede alcanzar afecto, perturbando pensamientos, que inclusive el hombre vive como lo coincidente de los cuerpos y no es real.
A causa de entendimiento la imagen que cada uno excede o ejecuta, pertenece en gran parte a los caprichos, que sé nos dan a razonar, o damos a razonar por el proceder.
Ello har ver qué una gran manera  insospechado lo vincula a la seguridad en las replicas informales.
Todo de la misma decisin manifiesta falencia que a la masa de necesidad, acaudalar tarde o temprano, en su misma ley, qué puede    hacer y deshacer tradiciones, edificada para traicionar al hogar.
Una vez el entendimiento, quiso formar a cada persona, que fuera capaz de defender su amor,  que buscar salvarle.
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

---64. Pues las cosas pasaban sin provocarlas, ello me iba haciendo ms consiente, de mis posibilidades, porque vea los problemas que se caan encima.
Nunca en ese entonces, que tenia un muro de precios mire para atrs, si no respond a la pena, por ello sé me haba querido asociar a modo del padecimiento, que frente a m hacia presas de todas las cuestiones diarias.
Todo contemplaba pasar y deba estar bien atento, porque eso arremeta diariamente contra mi humanidad, que no poda escaparse ante la furia o desconsuelo.


mario250
mario250
Hasta aveces comprendiéndolo evite que siguiera el curso, muchas veces conocidos ante estas injusticias. Solo que en cuestin del otro lado se presiona para el provecho de ese estado que nunca se sacia y quiere ms.
Todos tenan una sola cosa en razn , yo solamente  quera entender, que deba elaborar  y demostrar, a dems de esta estancia. Pasado y presente, de barros y colmos  me permita elegir, a la vez me frenaba ante hechos que hubieran desfigurado mis presente entre realidades sin ser vista. Porque  ademas vea que aquel mundo que conoca, quera terminar conmigo a modo urgente.
Ayer lo fue, hoy también queriendo enviar nuevos disfraces desde la cada estrella, que no quiere rendir sola su condena, revestida de mujer autentica, pero vern desde su sed que todos mueren sin la vida.
De otro modo viva en un campo con mis gustos, que insista aduearse de mi talento, retorciéndolo en diferencias.
Fechas qué se agolpaban entre nosotros-
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

---65. que an vivamos presionados, de unos parpadeos que de mi deba ser independiente.

mario250
mario250
Que en mi modo de trabajar daba a conocer ante voces, que apasionado se hallaba entre discusiones al borde de lo siega, y notaba que no estaba equivocado como muchos  supusieron, ya que el atropello venia de quienes hacen cosas para segur conservando su dicha.
Yo a medida que todo se mostraba tal cual es, lo pensaba y me lo interrogaba... Le pasara esto a quién se este desafiando por no ser carga y pedir ayuda, viviendo la poesa, ya que desde otra cultura, todo lo ven como arte.
Hasta que una espada simblica corte sus martirios a mi alrededor haciendo que las conductas no concuerden y quede incomprensible este tema.
Puesto que la sangre ofrecida es una contante en el hombre, pero me remorda la idea de alguna propia comparacin y sent en ello, ver las caras felices en   la espontaneidad.
Pero mis amigos muy pocos conocidos, araban sus surcos en su tierra.
No continuamente trados con su labor a la verdad, sobre aquella combinacin apareci esto genuino.
Porque hubo cosas qué se distinguen, sobre la marcha, y se aprendieron de su marcha, alocada y distinta en cada parecer.
Y fue fértil su campo mientras que la vida hace de quienes necesitan de ella que acomoden su ocasin y bienestar, porqué los aos igual se abren paso en nuestra, siendo el testigo del desenlace, causado desde el pasado.
Ya que que siempre me dije y lo planteo
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
---66. que s me hubieran ayudado, simplemente facilitando esta labor. Yo sabia que en la casa decan, quién te va a tocar lo tuyo, pues la casa no la tengo porque siempre han malogrado la vida, para que su amor bien a su entendido  tuviera su destino.
Lo mismo que cada desalmado hace por sus hijos y su hogar, pasando a ser desplazado por un estudio frvolo, que elimina las acciones libres de corazn.
O solamente porque en su parecer, cree que el estomago aclara las cosas en su desarrollo, pasaron cosas que conviv y que tal vez no merec, porque nunca dejo de pensar, que uno a la fuerza debe sobrevivir y existir para lograr dar mejores cosas, y no realmente la que todos buscan, en el ver de las piernas bonitas.
Hubiera sacado mi libro.

mario250
mario250
Aquel que en su ardor  soaba qué se iba perdiendo al paso de la vida qué me proponan y era nuestra desgracia. 
En las realidades se mova con los encantos de quienes se animaron un poquito a soar, lo que es una realidad hoy y muchos acarician gracias, al valor que le ha dado a este material.
De aquel tiempo, me haban quedado cantidad, que no se haba perdido, pero lo que hubo en mal camino ha fallecido para la vida, que seguro otros debern caminar, an son las obras del autor.
Pero yo me encontraba no suponiendo nada, sabia que s era por la prepotencia, que sé me impona variaba un abandono, y mucho de esto no cambiara, ya que era a la fuerza un descrédito provocado en contra de cualquier iniciativa, que se desconociese dentro de aquel dominio.
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

---67. Fuerza que a muchos hace sufrir ejerciéndola,, ya  que la mayora de logros del  que no quiere ver, qué tiene adelante, equivocndose en el sol, no advierte para s las consecuencias.
Volviéndose una y otra ves sobré lo mismo, porque sus muchas caras engaan, nos encontrbamos igual ante la gran arboleda que rodeaba la casa.
Tupida, cuando el tiempo primaveral le daba color y seca casi sin hojas cuando la sequa y la salitre, lograba que cada ves halla menos al avance de las aguas.
El verde de este lugar me permiti, hacer nuevos balances, sobre esta combinacin tan desacoplada hasta la primavera de ese ao.
Yo no tenia duda de mi interior, a pesar de los exteriores necesitados de verificarse, esto que tenia que reservar con cuidado debera volver a cambiar y se volvera a dar como siempre lo hizo.

Pgina [1 2 3 4 5 6 7 8 ]
Comenta